Ropa inteligente para monitorizar la salud y el bienestar de los trabajadores

Tecnología wearable para monitorizar la salud y el bienestar de los trabajadores que se dedican a la prestación de servicios.

  • 28 voluntarios
  • 300 días analizados
  • +60% empleados satisfechos

Descripción del proyecto

La salud, la seguridad y el bienestar de los empleados son factores críticos en el sector de prestación de servicios urbanos. Por este motivo, Amey organizó un concurso para buscar soluciones tecnológicas en el área de salud y la seguridad laboral. El proyecto ganador Smart Workwear busca comprender cómo responde el cuerpo humano a las diferentes tareas en una jornada laboral.

Cerca de 30 voluntarios de los servicios ambientales de Amey en la localidad de Wolverhampton han utilizado chalecos inteligentes para controlar diferentes parámetros de salud: ritmo cardíaco, respiración, pasos, postura o niveles de estrés. Durante 10 días laborables, los voluntarios del programa incorporaron a su vestimenta chalecos inteligentes que, con un dispositivo electrónico, monitorizaban los principales datos fisiológicos de la persona. Al final de cada turno, se visualizaban y analizaban los datos de los trabajadores para obtener conclusiones sobre su estado de salud.

La iniciativa ha puesto de relieve importantes aspectos como el hecho de que todos los participantes tuvieron unos niveles aceptables de actividad cardíaca. También se han observado ciertas áreas de estrés de los profesionales en circunstancias concretas, por ejemplo, al dar marcha atrás conduciendo los vehículos, al realizar tareas en terrenos irregulares o conducir en momentos de gran afluencia de tráfico. Tras el estudio, se están revisando el equipamiento de los vehículos con el fin de incluir cámaras que permitan reducir el estrés asociado a este tipo de maniobras. Asimismo, se está impulsando que los trabajadores informen al Ayuntamiento cuando encuentren terrenos irregulares con la aplicación móvil del consistorio.